fbpx
  /  Meditación Mindfulness   /  8 Expertos te dan los consejos de mindfulness para principiantes que me hubiera gustado recibir al empezar.
meditación mindfulness para principiantes

8 Expertos te dan los consejos de mindfulness para principiantes que me hubiera gustado recibir al empezar.

Hay caminos que se pueden recorrer solos y confiar en lo que aprendes por ti mismo en el camino. Pero hay otros caminos en los que es mejor tener un poco de referencia.

Los aspectos psicológicos y tu mente forman parte del segundo tipo de caminos.

Hay aspectos complejos y paradójicos en nuestra mente que conviene entender para ahorrar esfuerzos innecesarios y problemas.

La mente no es complicada.

En realidad es simple, pero tiene sus propios funcionamientos y no nos han enseñado a entenderla ni gestionarla (Ojalá lo hubieran hecho, sería algo espectacular ver nuestra sociedad modo-mindful).

Hoy vamos a ver aspectos prácticos de este entrenamiento mental. Los aspectos que más han ayudado en la práctica a los profesionales que he invitado.

Mindfulness para principiantes: 8 Tips nº1 directos al grano.

Contents

Por simple que sea el funcionamiento de la mente, no es fácil dar con el punto para encontrar el equilibrio. 

Hay quien dedica toda su vida a ello.

Hay quien se pierde por el camino.

Y hay una forma más rápida:

Aprender de los errores y consejos de las personas que han pasado por situaciones similares a la tuya y han logrado un beneficio por gestionar los obstáculos de una forma determinada.

Más aún si además de esa experiencia similar a la tuya se han formado profesionalmente.

Hoy, con el mayor cariño del mundo, quiero traerte a 7 expertos más para que te cuenten cómo el mindfulness ha transformado sus vidas y qué consejos te dan de mindfulness para principiantes.

Ellos encarnan la práctica en su día a día así que te traen la experiencia y el conocimiento.

Porque la gran noticia es que hay un mapa, una visión determinada y unos ejercicios que nos fortalecen para vivir con plenitud cada situación de nuestra vida. Tanto las agradables (y así las disfrutas más), como las crisis (y así las sufrimos menos y aprendemos más).

Así que vamos con los consejos que te dan los expertos para clarificar el camino y cultivar la actitud adecuada.

Un historia inspiradora y consejos de mindfulness para principiantes, por Yaiza Leal.

mindfulness para principiantes Yaiza LealEmpecé a meditar participando en una investigación de la universidad a modo de conejillo de indias.
Ya llevaba mucho tiempo que sentía interés, y pensé que era una muy buena oportunidad que me enseñaran en un lugar tan neutro como la universidad, sin estar sujeto a sectas, ni religiones.
Tenía que meditar durante mes seguido 20 minutos dos veces al día.

Transformó mi vida.
Y ahora que lo miro con perspectiva después de tantos años, aún soy más consciente de los cambios profundos que ha implementado en mí.

Pero por entonces, “lo único” que empecé a notar de forma sutil fue lo siguiente:
1.Paraba 2 veces al día a relajarme. ¡Impresionante! Algo nunca visto en mi vida anterior.
2.Escuchaba más atenta a los demás. Lo que me llevaba a entendernos mucho mejor.
3.Reflexionaba más y mejor las cosas antes de hacerlas. Dejé de ser tan impulsiva en plena vida universitaria, lo que me llevó a tomar muy buenas decisiones que me han conducido a donde estoy hoy.
Poco a poco, el efecto de la meditación se ha ido filtrando en todos los aspectos de mi vida ayudándome a vivir cada instante con más consciencia y alegría.
Esto me llevó a dar un paso más: El retiro Vipassana.

¿Lo conoces? En este retiro de 12 días te enseñan a meditar mediante la auto-observación, la técnica con la que se iluminó el conocido Buda.
Desde entonces cada día practico vipassana, disfrutando de conocerme a mí y al universo un poquito mejor con cada suspiro.
Si hay días que por lo que sea, no medito tanto, entonces practico anapana.

#TheMind-Tip: comenzar a practicar a diario anapana, mindfulness en la respiración.

Yo practico a diario la técnica del vipassana, pero cuando apenas tengo tiempo, practico Anapana, una de las técnicas de meditación mindfulness más extendidas. Consiste simplemente en observar tu respiración natural.
No tienes que hacer nada especial. Tan solo…
– Sentarte con la espalda recta.
– Barbilla hacía adentro.
– Cerrar los ojos.
– Observar tu respiración fijándote en cómo pasa por la zona entre tu nariz y tus
labios.
Esta es la meditación que invito a hacer a cualquier persona interesada en empezar a introducir la meditación en su vida.

No obstante, a veces hay dudas sobre el cómo practicar y por ello es importante recibir estos consejos prácticos que estamos recopilando.

¡A practicar!

Yaiza Leal es psicóloga especializada en gestionar el estrés y la ansiedad para que puedas dormir bien, volver a conectar con tus seres queridos y disfrutar del trabajo.

Empieza a relajarte y tomar el control de tu vida con su mini curso de Mindfulness.   

Jorge Benito te explica cómo aprender mindfulness cambió su vida.

mindfulness para principiantes MindfulScienceHace 6 años, invadido por una profunda insatisfacción y descontento, decidí empezar de cero.

Convencido de que mis circunstancias exteriores eran el problema, lo dejé todo atrás y me fui a Guatemala.

“En un paraíso tropical como ese, mi vida será perfecta y viviré feliz para siempre”, me dije.

Y adivina qué: no cambió nada.

Mis circunstancias eran diferentes, pero mi desasosiego era el mismo.

No me quedó más remedio que asumir esa verdad que tanto me había esforzado por negar:

El problema nunca estuvo afuera, sino adentro. Mi mente estaba secuestrada por la negatividad, y así no podía disfrutar ni del más bello de los paraísos.

Gracias a la vida tuve la gran suerte de conocer a alguien que me mostró cómo autorregular mis procesos mentales y corporales a través de la práctica de mindfulness, y me enseñó también todo lo que había aprendido en sus 10 años de investigación en neurobiología, medicina mente-cuerpo, psicología positiva, neurofeedback…

Comencé a practicar mindfulness bajo su guía por curiosidad. Mi mente estaba llena de dudas y negatividad, pero todos los días me tomé el tiempo para sentarme y ponerme en contacto con mi experiencia presente.

Siempre tenía mil excusas para saltarme mi práctica, pero persistí. Día a día, generando una espiral ascendente.

Poco tiempo después, todo había cambiado para mí.

Sin saber muy bien cómo ni por qué, era capaz de observar mis pensamientos negativos sin quedarme enredado y sin sucumbir emocionalmente.

Así que seguí adelante con más convicción que nunca.

Yo practico dos veces al día:

  1. La primera práctica la realizo junto a mi equipo antes de comenzar nuestra reunión diaria.
  2. La segunda, en la noche antes de acostarme, en mi jardín, acompañado por el suave susurro de los grillos y la dulce brisa del sur.

#TheMind-tip: En la práctica de mindfulness para principiantes es importantísimo no acumular información sin apoyarla en la práctica y lograr hacer de esta un hábito.

Si estás comenzando a practicar, te diría dos cosas.

  • Acumular información acerca de mindfulness no es practicar mindfulness. Tu mente no va a aprender a relacionarse de forma diferente con tu experiencia presente solo por ver vídeos o leer artículos. Debes tomarla de la mano y mostrarle la salida del laberinto, y eso lo logras con práctica.
  • Practica regularmente, porque hacerlo esporádicamente no funciona. Crea un hábito de práctica tan sólido y consistente como cepillarte los dientes.

Si has decidido que quieres incorporar la práctica de mindfulness en tu rutina diaria, adelante y no desistas. Aunque tu mente se entrometa, no dejes que te condicione.

Confía en lo que haces, no te creas las dudas que la mente te presenta, y persiste.

Muy pronto notarás que tus prácticas permean también tu vida y comienzas a vivir desde el ángulo de serenidad y sosiego.

Jorge Benito es cofundador y director de Mindful Science. Investigador y divulgador en los campos de la medicina integrativa y la psicología transpersonal, instructor de mindfulness y prácticas mente-cuerpo, emprendedor y autor del libro “Educar para sanar: ciencia y conciencia del nuevo paradigma educativo”.

Puedes encontrarle en su web mindfulscience y su página de Facebook.

 

La historia transformadora de Nuria gracias a la práctica de la conciencia corporal.

Mindfulness para principiantes Nuria GallegoEn mi caso, nunca he hecho un curso o retiro de mindfulness. Sin embargo, sí practico una técnica que, aunque es diferente, te permite desarrollar una conciencia plena de la realidad. Es la terapia de movimiento.

La terapia de movimiento es un conjunto de métodos que te ayudan a ser consciente de tus sensaciones corporales para descubrir las emociones que esconden. De esta forma, puedes sentir y comprender cómo reaccionas frente a las situaciones que vivas y afrontar la adversidad con plenitud. 

Conocí esta técnica en un círculo de mujeres. Más adelante, profundicé en ella en la formación específica sobre danza y movimiento terapéutico.

Conocer mi cuerpo, escuchar sus mensajes y saber descifrarlos ha supuesto un cambio radical en mí. Antes, vivía en una montaña rusa de sentimientos con mucho dolor en el cuerpo.

Ahora cuando algo me duele, ya sea físico o emocional, tengo la capacidad de conectarme conmigo misma y comprender el porqué de esa situación en mi vida.

He dejado de sentirme perdida.

Acostumbro a tener una práctica diaria para aumentar mi conciencia corporal.

No me gusta que sea demasiado estricta, por lo que puede cambiar según mis apetencias.

Al levantarme, hago algunos minutos de meditación Vipassana para entrar en contacto con mi estado corporal, mental o emocional.

Por la tarde, muevo el cuerpo para soltar las tensiones del día, liberar emociones o relajarme.

#TheMind-Tip: No sobreanalizar.

¿Un Tip de Mindfulness para principiantes? Ya sea para aprender a meditar o aumentar la consciencia corporal, recomendaría sobretodo que no trate de analizar con su cabeza lo que está pasando.

Para aprender a ser consciente de tu realidad interna y externa, lo primero es sentirlo.

Después, puedes analizarlo para aprender de ello.

Nunca el análisis en un primer lugar.

Nuria al habla:

¡Hola! Soy Nuria Gallego Carbonell. Ayudo a personas (sobre todo mujeres) con dolor en el cuerpo a comprender la raíz emocional de su dolor. Tu cuerpo sabe qué necesitas para liberarte del malestar. Sólo tienes que escucharlo. Para ello, la Terapia de Movimiento y la Escritura son tus dos herramientas.

El regalo de Nuria.

La práctica del mindfulness en el día a día, por Miriam Rodríguez.

aprender mindfulness con psicorrumboAunque ya había oído hablar sobre Mindfulness mientras estudiaba la carrera de Psicología no comencé a integrar la meditación mindfulness en mi vida cotidiana hasta un periodo de mi vida en el que comencé a tener problemas de ansiedad debido a una ruptura sentimental, o más bien a cómo yo estaba gestionado esta ruptura.
Aunque me ha ayudado en muchísimos aspectos de mi vida (gestionar mejor mis emociones, vivir con más claridad, más tranquilidad, disfrutar más de todo lo que hago, tengo y me rodea) el beneficio que más me gustaría destacar es que el Mindfulness te enseña que las cosas están bien tal y como están, que no necesitas cambiar NADA para poder estar bien.
Quizás necesitas progresar para lograr tus objetivos, que puede que tengas que quitarte algunas máscaras, pero que lo que en realidad eres en esencia (debajo de todos esos miedos y condicionamientos sociales) es PERFECTO tal y como es.
Tal y como yo lo entiendo el Mindfulness es mucho más que una estrategia para calmar la ansiedad o parar gestionar mejor tus emociones en un momento dado, sino que es una filosofía de vida que te aleja del ruido y te acerca a tu esencia, a tu verdad, a aquellas cosas que realmente importan.
Cómo rutina diaria hago un ejercicio de unos 10/15 minutos mezclando ejercicio de respiración y visualización con ejercicios más propiamente de Mindfulness y conciencia corporal.

En realidad 10 o 15 minutos diarios son más que suficiente para disfrutar de todos los beneficios que el Mindfulness puede aportar a tu vida.

#TheMind-Tip: Explora y después sé constante con un ejercicio de mindfulness.

El consejo que daría a los que comienzan a aprender mindfulness es que sea constante.

Además de la constancia, una actitud abierta, de exploración:

-Indaga.

-Estudia.

-Experimenta.

-Y una vez encuentres un ejercicio o práctica con la que te sientas cómodo,  reserva un mínimo de 10 minutos al día para llevarlo a cabo.
Te aseguro que esos 10 minutos que inviertas en ti mismo te van a proporcionar unos beneficios incalculables.

Miriam es psicóloga especialista en gestión emocional, coach de vida y sobretodo habitante imperfecto del planeta tierra. Cree firmemente en el ser humano y en su capacidad para a través de la introspección, el autoconocimiento y el amor propio hacer del mundo un lugar mejor.

Visita a Miriam en su web Psicorrumbo.

Aprender a practicar Mindfulness, basado en la experiencia de Marina Díaz.

ejercicios mindfulness con PsicosupervivenciaEl mindfulness llegó a mi vida a través del boca a boca. Ya sabes, lo bien que le sentó a uno practicar y entonces le contó a X y X a Y.

En este caso X fue mi tía y la Y fue mi madre.

Entre lo que escuché de las dos, me animé a probar y decidí hacer un retiro Vipassana hace ya 11 años.

A partir de ahí me empezó a interesar el mindfulness como herramienta terapéutica y comencé a practicarlo en mi trabajo desde una visión occidental libre de fe, y comencé a formarme más con el programa de reducción del estrés basado en mindfulness (MBSR) creado por Kabal-Zinn y a través de incorporarlo en la clínica terapéutica con la Terapia de Aceptación y Compromiso (ACT) (la terapia que yo practico).

Aprender a practicar mindfulness me ha aportado muchas cosas en mi vida, cosas que no tienen precio. Por ejemplo, aprender a disfrutar del aquí y ahora. 

Te cuento más:

  1. Sobretodo, ver mis emociones y pensamientos con más distancia y no identificarme con ello.
  2. Capacidad de reaccionar un poco menos frente a mis emociones o si reacciono en automático poder darme cuenta antes y solucionarlo.
  3. Confianza en no dejarme arrastrar por la mente y saber que pase lo que pase voy a poder anclarme de nuevo en el momento presente y re-enfocarme.
  4. Desde el punto de vista budista, me ha generado un interés muy grande en cultivar cualidades como la compasión y la ecuanimidad. Virtudes que no están demasiado presentes en la psicología actual aunque en ACT se trabajan en cuanto a valores personales que dan significado a la experiencia.

Una experiencia reciente donde he sentido los beneficios del mindfulness ha sido durante el parto. Según sentía las contracciones fui capaz de permitirlas una vez me puse la epidural.

Al principio era demasiado doloroso y me arrastró la sensación, pero con la epidural las contracciones eran menos intensa y pude mantener la conciencia corporal y permitirlas no generando tensión. No es que me relajara porque no tenía sentido usarlo como técnica de relajación, pero si como conciencia corporal para estar presente y no tensarme generándome más dolor.

Fui capaz de sentir la experiencia de una forma abierta.

Con la escalada también me ha servido porque los movimientos al escalar tienen que ser muy precisos y el mindfulness me ayudó a tener más conciencia de mis esfuerzos, movimientos en los dedos, piernas, espalda, etc, y de esa forma con el mindfulness fui más capaz de escalar de la forma adecuada gastando la mínima energía para llegar antes a la cima.

No obstante el mayor beneficio del mindfulness es el que viene de integrar toda la sabiduría que contiene como una forma de vida que te da un soporte y una orientación en cómo vivir las diferentes experiencias agradables y no tan agradables que la vida pone por delante.

#TheMind-Tip: Constancia y paciencia.

Los consejos que doy de mindfulness para principiantes son empezar poquito a poco y recordar que es más importante la constancia que la intensidad.

Recordar esto en los comienzos de la práctica de la meditación y Mindfulness para no caer en el desánimo ni frustración porque al principio no se vean unos resultados espectaculares. Es algo que toma su tiempo.

Lo importante es ser persistente y paciente y los resultados vienen de forma inevitable.

Actuar con dirección funciona siempre.

Marina es psicóloga y escritora. Trabaja con la Terapia de Aceptación y Compromiso, una terapia orientada a los valores personales y basada en actuar en dirección a lo importante para ti. Le fascina poner al alcance de todas las personas conceptos complejos de psicología y trata de hacer todo sin perder el sentido del humor. 

Visítala en su web psicosupervivencia y Marina te da su kit de regalos además de regalarte todo el arte que tiene para escribir joyas.

Los inicios en el mindfulness de Ángel García.

como aprender mindfulnessMi primer contacto con Mindfulness fue durante mi prácticum de fin de carrera y me gustó mucho la experiencia. Así que me animé a realizar una formación personal y aunque a veces me costaba por cuestiones diversas nunca lo dejé de lado.

Nunca me di por vencido porque es una actividad que puedes practicar en cualquier momento.

Siempre me alegro de haberme mantenido en la práctica porque me ayudó especialmente a vivir la vida con otros ojos.

Yo también atravesé una buena crisis.

Tenía mis proyectos, mis expectativas y frustraciones.

Llegué a un momento en mi vida en que las cosas no iban como quería y me amargaba muchísimo. Andaba ofuscado intentado alcanzar mis objetivos pero no lo conseguía y cada vez me frustraba más.

Cuando me dí cuenta no hacía más que intoxicarme el momento presente. Esta actitud era muy dañina porque dejaba de valorar lo que me rodeaba en ese momento. No hacía más que mirar hacia el futuro.

Un día por fin me me replanteé lo que estaba pasando y decidí poner en práctica todo lo que había aprendido.

Mindfulness no es una cuestión de teoría sino de práctica.

Poniendo en práctica todo lo que aprendí  me permitió dejar intoxicar el momento presente.

Uno de los grandes beneficios del mindfulness en mi vida fue entender lo preciado que es cada instante en especial con mis seres queridos.

 

Con el tiempo me animé a formarme profesionalmente. Como terapeuta, el Mindfulness me ofrecía unas herramientas muy potentes para trabajar con mis pacientes que de otra manera era más difícil.

#TheMind-Tip: Cultivar la amabilidad contigo durante la práctica.

Como consejo de mindfulness para principiantes me quedo con la importancia de no ofuscarse por querer hacerlo bien.
Tómate esta actividad como una invitación a un juego y lleva a cabo la práctica con amabilidad hacia ti mismo.
Ángel García Lafourniere es psicólogo especializado en estrés y ansiedad además de instructor de Mindfulness y Pilates.

Sabios consejos de mindfulness para principiantes basados en la experiencia de Jaime Burque.

Jaime burque da consejos de mindfulness para principiantes

Pues la verdad es que tengo un padre que ha sido mi gran influencia.

Desde que yo era pequeño mi padre siempre ha estado interesado en la espiritualidad, la psicología y el crecimiento personal. Y aunque estudió la carrera de económicas y su trabajo siempre fue relacionado con ese área ha leído constantemente y estudiado sobre todos esos temas.
Desde pequeño nos leía a mi a mis hermanos cosas relacionadas con el tema. Nos llevaba a yoga y nos explicaba sus reflexiones. Pero claro, fuimos creciendo y cada vez le hacíamos menos caso a los “ sermones” de nuestro padre.
Después de haber leído miles de libros y tocado muchos palos, mi padre empezó a meditar de manera muy persistente y constante, empezó a ir a retiros de meditación y como no, comenzó a estudiar sobre el tema.

Su largo camino le llevó finalmente a Jon Kabat Zinn y al mindfulness. Y ahí vio la luz. Por fin había encontrado lo que buscaba.
Pero yo seguía sin hacer mucho caso a las “batallitas” de mi padre (por mi parte como psicólogo estaba muy metido en la terapia cognitiva). Hasta que un día me regaló el libro de Vivir con plenitud las crisis (de Jon Kabat Zinn), un libro que al principio no le di mucha importancia hasta que un día me puse a ojearlo, luego a leerlo y finalmente a comprender el trasfondo del mindfulness y de lo que mi padre intentaba decirme.

También me di cuenta de que mi padre tras años de meditación había mejorado y crecido como persona muchísimo.
A partir de aquí empecé a investigar sobre el tema, a practicar el mindfulness y a incorporarlo a mis terapias.
Me ha ayudado a gestionar mejor los niveles de estrés diarios y estar más en el presente.

Creo que el trabajo a través del mindfulness es algo fundamental que merece un trabajo muy concreto.

Una persona puede crecer como persona, mejorar su autoestima, tener actitudes muy potentes ante la vida o unas metas muy claras pero si no entrena a su cerebro a vivir su presente no llegará a ser plenamente feliz.

Durante este tiempo he ido entrenando mi cerebro para estar más en el aquí y en el ahora. Y lo mejor de todo, sé que aún puedo seguir
aprendiendo.

Es un maravilloso viaje que puede aportarme muchísimo. Al fin y al cabo es aprender a disfrutar la vida.
Intento despertarme un poquito antes cada mañana y dedicarle unos 
minutos a la meditación basada en la respiración.

También siempre que puedo, busco algún hueco en mi trabajo para dedicar a meditar un rato, aunque sean 5 minutos.

#TheMind-Tip: Ver la práctica de mindfulness como un entrenamiento a largo plazo.

El consejo de mindfulness para principiantes que doy es no olvidar que esto es un entrenamiento y hay que verlo en una perspectiva a largo plazo. 

Es como entrenar desde cero para poder correr una carrera.Te pones esa meta y al principio parece imposible y no entiendes para que sirve, pero luego empiezas a ver los beneficios, lo que has avanzado, lo que eres capaz de hacer y lograr.

Hasta que te das cuenta de que en el mindfulness no hay un destino ni una meta final, lo importante es el viaje en si.

La clave para llegar hasta ahí es la paciencia, la mente de principiante y crear hábitos muy potentes.

Y si puedes practicar al comienzo con gente, a través de cursos o de guías personales, eso siempre ayuda.

Jaime Burque es psicólogo sanitario y psicoterapeuta en A Coruña. Lleva más de 15 años realizando terapia en el gabinete Hodgson & Burque en donde trabaja conjugando elementos como el mindfulness y la terapia cognitiva. También  dirige la web de Filmoterapia en donde se comparten herramientas y recursos en muchos niveles, entre ellos el mindfulness y la meditación.

Visítale en su web Hodgon&Burque y disfruta de sus post, porque dan para ello.

Las claves del mindfulness para el día a día que más me ayudan a mí y a mis clientes.

 

Dicen que cuando el alumno está preparado aparece el maestro. Sería así.

Desde que tengo uso de razón siempre me inquietó comprender cómo funcionamos y cómo podríamos ser felices. Tenía amargados a mis padres de pequeña con mis preguntas existenciales ¡Imagínate!

Por eso estudié psicología.  Pero la carrera no me dio la respuesta a esas grandes preguntas existenciales que tenía.

Me dio recursos para paliar síntomas, pero no respuestas que explicaran de verdad cómo podemos hackear ese puñetero sistema de piloto automático que nos hace caer una y otra vez en los mismos errores.

Y de repente, en el módulo de Terapia de Aceptación y Compromiso (ACT) del máster de psicología clínica, explicaron el mindfulness como herramienta psicológica y todo el trasfondo de cómo funciona la mente, la importancia de la aceptación, el no tomarnos tan en serio nuestros pensamientos, etc.

Quedé flipando.

Todo cobraba sentido.

Así que ese día empecé a investigar en todo lo relacionado con el mindfulness y también en la propia meditación y la sabiduría budista sobre cómo funcionan los pensamientos, las emociones, etc y cómo podemos gestionar eso para vivir plenamente pase lo que pase.

Eso transformó mi vida.

Desde entonces cada año hago varios retiros cortos, dos o tres cursos al año con diferentes maestros,  y aplico cada día de mi vida todo lo que aprendo, tanto a nivel personal y como profesional.

Me siento inmensamente afortunada de haber encontrado esta visión porque da un gran soporte sobre el que caminar, además de métodos prácticos (lo más importante).

No es fe.

Simplemente lo pones en práctica el tiempo suficiente entendiendo todo lo que implica (apertura absoluta a la experiencia, contacto contigo mismo y desidentificación con los cuentos que tu mente te suelta, etc), y la vida comienza a tomar otro matiz.

Lo que más me ha aportado a mi vida ha sido:

-La confianza de saber que pase lo que pase voy a tener herramientas para gestionar las situaciones y nunca caer demasiado. Así que dejé de patalear contra mi mente.100% eficaz.

-Un sentido. Desde que he integrado en mi vida la visión y la práctica del Mindfulness y la meditación experimento cada obstáculo como una oportunidad de aprender en la que desarrollo fortaleza interna, confianza, claridad y soporte en mí misma.

-El aspecto de aceptación y compasión ha supuesto un antes y un después en mi trato hacia mi misma. Es lo que más me costó integrar, pero lo que ha transformado 180 grados todo. Es cuando empecé a integrar el mindfulness en mi relación conmigo misma que realmente empecé a vivir diferente con mucho más amor y confianza. Lo mismo veo en terapia y los cursos al integrarlo.

-Aplicar el minimalismo a mi mente. En un curso con un lama tibetano entendí que la clave de la felicidad es tener menos pensamientos. Así que me lo tomé como dieta cognitiva y puedo decir que desde entonces «me rallo» infinitamente menos. Por lo tanto, vivo más en mi vida y de forma más placentera-

#TheMind-Tip: Toma cada experiencia de tu vida como una meditación y conéctala a tus valores.

Diría que para quien comience a practicar, uno de los aspectos más importantes que no se ha comentado es extrapolar todo lo que practicas durante la meditación a cada situación de tu vida.

Toma tu vida completa como si fuera una meditación y cultiva la paciencia, la aceptación, el contacto con el momento presente, el no forzar y todas las cualidades psicológicas que se desarrollan con la práctica del mindfulness.

Cuando logramos hacer este puente y utilizar cada situación diaria para cultivarnos y desarrollar la mejor versión de ti mismo todo se transforma y cobra sentido.

Un truco: Piensa que tienes 90 años y estás recordando estos momentos:

¿Qué quieres ver que has hecho con tu vida, cómo quieres ver que has gestionado estas dificultades?

Esa es la dirección.

Conecta con esos valores que son la versión de ti que quieres desarrollar y ve en esa dirección con los brazos abiertos a la experiencia practicando mucho contacto contigo mismo, compasión, aceptación y controlando el peor hábito que tenemos: rumiar y rumiar los pensamientos.

La meditación te ayudará a hacerlo, pero hacerlo transformará el aquí y ahora y fortalecerá tu capacidad de sacar el máximo beneficio de cada meditación, porque le das el sentido.

 

¿Que tal si pasamos a la acción?

Te han dicho que no acumules teoría, que no sobreanalizes, que empieces con poco pero pases a la acción lo antes posible…

Aquí tienes a 8 expertos dándote nuestros mejores consejos basados en nuestros éxitos y fracasos.

Así que dime ¿Qué necesitas?¿A qué esperas para pasar a la acción?

Si hay algo que te frene para hacerlo, toma acción ya poniéndolo en los comentarios y así cualquiera de nosotros podremos responderte.

Y si no, ya vale de leer.

De hecho, por favor, para durante 3 minutos y haz un brevísimo ejercicio por lo menos para asentar en tu cuerpo y tu experiencia todos los conceptos que acabas de leer.

Breve ejercicio de 3 min de mindfulness para re-conectar contigo.

¿Lo haces conmigo? Venga, muy fácil.

Lo primero es que te sientes donde estés con la espalda recta.

Mueve los hombros ligeramente hacia atrás sintiendo cómo tu pecho se abre y la espalda se coloca.

Mete ligeramente el mentón alineando así el cuello con tu columna.

Haz una respiración profunda inhalando y exhalando por la nariz para reposar tu atención en el aquí y ahora.

Con la exhalación, vamos invitándonos a bajar de la cabeza al cuerpo.

A soltar los pensamientos, y simplemente volver.

Volver al cuerpo.

Al aquí y ahora.

Baja a tu cuerpo cada vez que sueltes aire.

Repite esto durante 3 respiraciones y ahora vamos a hacer 3 pasos.

1º Paso: observa tu cuerpo durante unos segundos. Un escáner rápido, desde los pies hasta la coronilla. Si identificas alguna sensación nómbrala y suéltala. Sigue haciéndolo hasta llegar a la coronilla.

2º Paso: observa tu mente y mira los pensamientos que estén presentes en este momento. Si observas alguno, puedes decirte «Estoy teniendo el pensamiento de X (dices internamente el pensamiento que has identificado)».

3ºPaso: Observa dos respiraciones completas por la nariz.

Finalmente mueve un poco tu cuerpo y retomas con la actividad que desees.

Ya has conectado contigo mismo.

Ahora eres más tú que hace 3 minutos cuando tu cabeza echaba humo después de leer tanto y el piloto automático se frotaba las manos.

¿Quieres un entrenamiento guiado?

Te invito a que te descargues mis 3 ejercicios mindfulness más potentes para desengancharte de los pensamientos y re-enfocar a lo que merece la pena en tu vida además de un minicurso de mindfulness para principiantes enriquecido con herramientas de la Terapia de Aceptación y Compromiso (ACT).

Descárgatelo aquí.

Ya tienes todo lo necesario.

Nos vemos en los comentarios para que nos cuentes qué tal con tu práctica, aplicando los consejos de los expertos, o para conversar sobre cualquier inquietud o aporte que tengas.

Todos nos podemos enseñar muchas cosas, así que conversemos 😉

 

Si quieres algo más potente y comenzar desde ya con un entrenamiento de la mano conmigo, echa un vistazo al curso Ajá Moments donde durante 10 semanas profundizaremos en los principales pilares de la práctica.

 

¿Son valientes las hormigas cuando dan su vida para salvar a la reina?. Esa pregunta me trajo muchas reflexiones sobre la voluntad y el miedo. No puedes ser valiente si no has sentido miedo, no hay valentía tampoco si no hay elección en ese camino. La clave está en la libertad interna y es allí hacia donde siempre me he dirigido.

albavalleroz@gmail.com

Comments: 4

  • reply
    noviembre 28, 2018

    Enhorabuena Alba por el post. Es una pasada y me ha resultado muy enriquecedor leerlo.

    Muchísimas gracias

  • reply
    diciembre 11, 2018

    ¡Hola, Alba!

    Muchas gracias por tu artículo. La lectura es muy amena porque se dan diferentes perspectivas personales. Y, aunque eso por si solo ya está bien, lo que más me ha gustado han sido los tips para principiantes.
    Creo que, cuando empezamos a indagar en la meditación, son necesarios los consejos de alguien que ya lo practica porque, si no, es fácil caer en errores como: pensar demasiado, informarse antes que sentarse a meditar, no saber que la meditación se extiende más allá de la práctica en sí misma, etc.
    Así que muchas gracias por crear este artículo tan valioso 🙂
    Un abrazo!

Post a Comment

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies